El Ayuntamiento de La Línea de la Concepción ha cedido hoy durante 30 años al Grupo Asansull la antigua residencia de mayores de Diputación con el fin de destinarla exclusivamente a personas mayores en situación de dependencia. El convenio ha sido rubricado por el alcalde, Juan Franco, y la presidenta de Asansull, M.ª Luisa Escribano.


La entidad creará el Centro de Atención Integral al Mayor ‘Gómez Ulla’, que contempla dos unidades: área residencial, que atenderá a 54 personas mayores en situación de dependencia, y área de cuidados intermedios para 8 personas.
Escribano ha confirmado que esta misma semana comenzará el vaciado del inmueble y demolición de tabiques, trabajos que podría prolongarse durante toda la semana próxima. Posteriormente, se iniciarán las obras de reconstrucción, según el modelo presentado por la entidad el pasado 8 de marzo y presupuestado en 3,3 millones de euros, con aportaciones de la Diputación Provincial de Cádiz. Según los técnicos, aunque el edificio está prácticamente en ruinas, posee una estructura que solo necesita refuerzo en algunos puntos. El plazo de ejecución previsto es de un año y medio, por lo que podría estar terminado al final de 2023.
La presidenta de Asansull declaró que hoy se trata de un “día especial” al recibir las llaves del centro. Cuentan con un proyecto terminado y aprobado por los órganos de la entidad para implantar en la ciudad un modelo “pionero en Andalucía” , que contará con 6 grupos de convivencia, de 12 a 15 personas distribuidos en 8 apartamentos dobles, 14 habitaciones individuales y 13 habitaciones dobles. La unidad de cuidados intermedios supondrá estar en la vanguardia, pues aún no forma parte de los cuidados exigidos por la administración autonómica. Dispondrá de 6 habitaciones individuales, 1 doble, consulta médica y enfermería. Está pensada para atender a personas mayores del municipio que necesiten cuidados especializados para prevenir una situación transitoria de dependencia, hasta su recuperación. La cartera de servicios del centro proporcionará alojamiento, cocina propia, lavandería y limpieza a las viviendas, además de intervención psicosocial, atención familiar, seguimiento médico, fisioterapia, rehabilitación, enfermería, podología y peluquería, junto a un gimnasio propio. Con 54 plazas, proyecto vendrá a aliviar la necesidad existente en la ciudad, cuya lista de espera es de más de 200 personas
Zuleica Molina señaló la importancia de contar con estas 54 nuevas plazas de residencia, pues permitirá aliviar las listas de espera, sin necesidad de trasladarse a otras poblaciones. En este sentido, informó de que los mayores de La Línea obtienen plaza en Setenil de las Bodegas y la serranía de Cádiz y son separados de sus familias.“Supone para ellos un desarraigo social y familiar, y un hándicap para las familias que se tienen que desplazar tan lejos para visitarlos. Esto no debería ser así. Los mayores han tenido ya su largo recorrido y creo que se merecen vivir la vejez cerca de sus familiares y en el municipio que conocen. Por eso para nosotros es una gran noticia saber que van atener 54 plazas más”, manifestó la edil. Asimismo, destacó la creación de 80 puestos de trabajo “que se traducen en un beneficio económico para todos y en que La Línea se convierta en un sitio de referencia, no solo en atención social, sino también laboral”, además de mostrar la satisfacción municipal por “darle vida a un edificio y a una barriada que tras el cierre del hospital se encuentra bastante devastada y ha producido el cierre de algunos comercios colindantes”.