Ocho centros educativos de la ciudad participan durante este curso del programa Impulsa, dependiente de la consejería de Educación y Deportes de la Junta de Andalucía cuyo objetivo es paliar el fracaso y abandono escolar en zonas de especial intervención social.

En concreto, a nivel local se benefician de este programa los colegios Atunara, Santa Ana, Carlos V y Andalucía, además de los institutos Antonio Machado, Mar de Poniente, Mediterráneo y Virgen de la Esperanza.
Desde la delegación municipal de Educación, que dirige el concejal Sebastián Hidalgo, se recuerda que el programa Impulsa está destinado a estudiantes de Primaria, Educación Secundaria y Bachillerato de las zonas ERACIS, así como al alumnado de los centros específicos y aulas específicas de Educación Especial. Con carácter especial, se centra en la atención de los alumnos que crecen en entornos socio-económicos vulnerables y consta de un conjunto de actuaciones dirigidas a potenciar la cultura inclusiva de los centros y a mejorar el grado de adquisición de competencias a través de las mejoras de los recursos en el aula y de experiencias innovadoras, activas y experimentales que promuevan el saber hacer del alumnado.
El programa fomenta actitudes como la autonomía, responsabilidad, respeto y trabajo en equipo, bajo los principios de atención a la diversidad y la igualdad de género.
Desde la consejería de Educación y Deportes se financian los proyectos seleccionados con un máximo de 9.000 euros, 5.000 euros para los proyectos de Inclusión y 4.000 para los de Innovación del apartado Innovación.