El pasado martes, 20 de julio, comenzaron los trabajos para la instalación de una pasarela de madera que circunde el drago centenario del parque Princesa Sofía, según ha confirmado la delegada de Medio Ambiente, Parques y jardines, Raquel Neco.

La empresa adjudicataria, Maderas Iripo, ha retirado la malla metálica que rodeaba el árbol y ha empezado a colocar los primeros postes que sostendrán la pasarela. Se prevé que esté terminada en la primera o segunda semana del mes de agosto con un diseño que cumplirá la normativa de accesibilidad para personas con movilidad reducida.

Este elemento se ejecuta gracias a la subvención del Área de Transición Ecológica y Desarrollo Urbano Sostenible de la Diputación Provincial de Cádiz, al frente de la cual está el teniente de alcalde linense, Mario Fernández. Raquel Ñeco declaró sentirse “muy satisfecha de cómo se está desarrollando el proyecto, que persigue la revalorización del drago y facilitar a la ciudadanía el disfrute de este ejemplar sin barreras de por medio”.