El pasado confinamiento ha quedado para la historia de la humanidad. Pero, además, dentro de cada hogar se vivieron momentos muy variopintos: tristes, felices, duros, de desahogo….La sanroqueña Olimpia Ramírez pasó esas semanas de encierro junto a su marido y sus tres hijos, y estos últimos le dieron para muchas anécdotas que plasmaba cada día en la red social Facebook. Todos esos comentarios se han recopilado en un libro que está a la venta y que destina parte de su recaudación a tres asociaciones del municipio.

El libro se titula “Qué locura de confinamiento con los ‘zijopus’ dentro”, y puede adquirirse en la librería Élebe, en San Roque Ciudad, al precio de 8 euros. Son más de 70 páginas que recogen todos los comentarios de Olimpia sobre las vivencias de su confinamiento con sus tres hijos. Se imprimieron 160 copias y ya se han vendido más de 100, hecho que ha llevado a Olimpia a plantearse el sacar una segunda edición, para lo cual ya tiene empresarios y autónomos que la apoyarían si así lo hiciera.

El concejal David Ramos ha mostrado su satisfacción por la buena venta que está teniendo el libro con la que se van a ver beneficiadas tres asociaciones sanroqueñas. Y, sobre todo, por la gran idea que tuvo Olimpia Ramírez de animar el confinamiento con sus lúdicos comentarios, algo que aún sigue haciendo a través de este libro.
Todo comenzó entre los meses de marzo y abril, cuando Olimpia estuvo confinada, como el resto de los españoles, con su marido y sus tres hijos de 13, 7 y 5 años. Los días se hacían muy largos y daban para que sucediesen muchas anécdotas, las cuales Olimpia plasmaba en la red social Facebook con idea de dar un toque simpático a esas duras jornadas.
Su cuñada recopiló todos esos comentarios y se los regaló por su cumpleaños, algo que le motivó a confeccionar el libro que ahora está a la venta. Fue tanta la participación y respuesta que Olimpia había tenido a sus comentarios, durante el confinamiento y después de él, que decidió publicar este “semi-libro”, como ella lo llama, y destinar el 75% de lo recaudado a tres asociaciones: Apoyo Mutuo, Pequeños Héroes sin Capa y Cáritas. Las eligió porque para Olimpia son tres asociaciones que trabajan mucho y así lo han seguido haciendo a pesar de la pandemia.
Para imprimir el libro buscó dinero entre sus amigos y familiares, pero se encontró con la agradable sorpresa de que fueron muchas más personas las que querían colaborar en la edición de la obra. Así la propietaria de la librería Elebé, donde actualmente se vende el libro, al ser editora y diseñadora gráfica, la encaminó en la creación de la portada. Además fueron 33 empresas las que aportaron una misma cantidad para este fin. Y la empresa de impresión y encuadernación Avanza 360 le hizo un trabajo magnífico rápido y barato.